Utilizamos cookies para comprender de qué manera utiliza nuestro sitio y para mejorar su experiencia. Esto incluye personalizar el contenido y la publicidad. Para más información, Haga clic. Si continua usando nuestro sitio, consideraremos que acepta que utilicemos cookies. Política de cookies.

MedImaging

Deascargar La Aplicación Móvil

Hay poco beneficio en hacer mamografías en las mujeres ancianas con comorbilidades

Por el equipo editorial de Medimaging en español
Actualizado el 25 Sep 2019
Un estudio nuevo sugiere que las mujeres mayores de 75 años que padecen enfermedades crónicas tienen pocas probabilidades de beneficiarse de las mamografías.

Investigadores de la Universidad de California, San Francisco (UCSF; EUA) y el centro médico de la Universidad de Georgetown (GUMC; Washington DC, EUA), realizaron un estudio para evaluar el beneficio de la mamografía de cribado en mujeres mayores. Los investigadores examinaron la incidencia acumulada a 10 años de cáncer de mama, carcinoma ductal in situ (CDIS) y muerte por cáncer de mama y otras causas en 222.088 mujeres con al menos una mamografía tomada entre las edades de 66 y 94 años. En total, 7.583 mujeres fueron diagnosticadas con cáncer de mama invasivo y 1.742 con CDIS.

Imagen: de acuerdo con un estudio nuevo, la mamografía de cribado no muestra ningún beneficio en las mujeres mayores (Fotografía cortesía de Shutterstock).
Imagen: de acuerdo con un estudio nuevo, la mamografía de cribado no muestra ningún beneficio en las mujeres mayores (Fotografía cortesía de Shutterstock).

Durante los 10 años, 471 mujeres murieron de cáncer de mama y 42.229 murieron por otras causas, una diferencia de casi 90 veces. Otros hallazgos fueron que las mujeres de 75 a 84 años tenían 123 veces más probabilidades de morir por causas distintas al cáncer de mama; las estimaciones fueron aún mayores entre las mujeres de 85 años o más. El riesgo de morir por cáncer de mama se mantuvo estable a medida que aumentaba el riesgo de morir por otros cánceres no mamarios. Por el contrario, el riesgo de ser diagnosticada con cáncer de mama disminuyó ligeramente después de los 75 años, independientemente del estado de salud general de las mujeres. El estudio fue publicado el 6 de septiembre de 2019 en la revista Journal of the National Cancer Institute.

“La incidencia acumulada de muerte por otra causa fue muchas veces mayor que la incidencia y muerte por cáncer de mama, dependiendo de la comorbilidad y la edad. Por lo tanto, las mujeres mayores con mayor comorbilidad pueden experimentar un menor beneficio de los exámenes continuos”, dijo la autora principal Dejana Braithwaite, PhD, del GUMC. “Nuestros hallazgos arrojan luz sobre qué edad puede ser el mejor punto de parada para la mamografía. Si tiene enfermedades crónicas después de los 75 años, nuestros hallazgos no respaldan las mamografías continuas”.

El debate sobre la necesidad de una mamografía de cribado en mujeres de mediana edad se desató desde que en 2009 el Equipo de Trabajo de Servicios Preventivos de los Estados Unidos (USPSTF, Rockville, MD, EUA) recomendó no realizar mamografías de rutina para las mujeres de 40 a 49 años, ya que el riesgo de cáncer es bajo, mientras que el riesgo de resultados falsos positivos y el sobrediagnóstico y el sobretratamiento son altos. De hecho, el tema del sobrediagnóstico es un problema creciente en todos los países occidentales, donde prevalecen los programas nacionales de cribado.

Enlace relacionado:
Universidad de California, San Francisco
Centro Médico de la Universidad de Georgetown


Últimas Imaginología General noticias